miércoles, 31 de octubre de 2012

el día de la calabaza

Me gusta la costumbre española de ir al teatro a ver Don Juan Tenorio en la víspera de Todos los Santos, y los buñuelos de crema, pero también me gustan mucho las calabazas, y sobre todo y ante todo, ver películas de terror y las calaveras (¡especialmente las coloristas calaveras mejicanas!). 

No quiero perder una costumbre tan molona como la propia, pero ningún mal hago si disfruto con las costumbres de los demás, digo yo. Este rollo viene a cuento porque hoy en el blog quería sacar algo naranja, más relacionado con la fiesta americana que con la propia aprovechando la fecha, pero al final he decidido que era mucho mejor poner unas fotos increíbles de un blog extraordinariamente bonito que es decor8, y que tienen como protagonista el otoño: hojas, colores, calabazas...sensaciones.




Mañana subo a la sierra (ese espacio campero indeterminado al que nos referimos los madrileños) para disfrutar en directo del espectáculo del otoño.

El post completo de decor8, aquí

lunes, 29 de octubre de 2012

bienvenida, Mrs Paltrow

A mí, de muy joven (estoy hablando de una época muy, muy lejana) me gustaban los New Kids on the Block. Era fans (que es más que fan, a secas) de Joe McIntyre, a pesar de que no sabía ni como se pronunciaba el apellido. Tampoco me enteraba de qué iban las canciones -sospecho que no me perdía nada- y me gastaba la paga en la superpop para surtirme de póster, pegatinas y demás fanfarrias del grupo que daban en la revista. Hasta tenía un par de cassettes, incluyendo el especial canciones de Navidad. Aquello duró algo menos de un año, el tiempo justo para rayar la cinta de música.
Y luego vino la época de seguir a actores de cine: Kiefer Sutherland, Christian Bale... aquí ya no había Superpop, sino Fotogramas, y la verdad es que como llegué  a tener cierta culturilla de cine, doy por amortizado el dinero de la revista.
Y ahora...ahora Güini, Gwyneth Paltrow. No es la mejor actriz (sorry, Güini) y aunque es muy guapa, yo no he cambiado de acera. Lo que ocurre es que con la edad han cambiado mis gustos, y con ellos mis ídolos. La Güini come sanosiempre viste bien, hace hora y media de ejercicio diario y tiene negocios boyantes. Es una mujer con éxito, y además es muy entretenida, ¡tiene su propio merchandising! Vamos, que yo soy una maruja y ella es mi gurú, mi Ana Rosa, o como queráis llamarlo.


Ahora me entero de que estará hoy lunes en el programa de El Hormiguero y he tenido un momento fans total, ganas me dan de plantarme en el estudio del programa con mi libro de recetas de Güini para que me firme el capítulo dedicado a los bocadillos (ya se sabe que a los tontos nos gusta mucho el pan).




Confieso, empero, que mi devoción no es absoluta: la chica tiene sus manías. Hacer una guía de los hoteles con las mejores sábanas no es muy realista. Tampoco vender jerséys a 500$. Claro que, a veces pienso que si no fuera por su blog, goop.com, mi lista de cosas que hacer si me toca la lotería sería menos original.

Dicho esto, ¡¡bienvenida, Mrs Paltrow!!

domingo, 28 de octubre de 2012

instagrams de la semana

Momentos instagram de la semana:
 

 1. Estratégicamente colocado en el espejo del baño para que el despertar sea menos duro: mensaje positio para empezar el día :)


 2. No se me da bien lo de ir de #canapeo a los saraos (nada que ver con el blog, fuimos a hacer bulto a una presentación a petición de mi cuñada). Al final, lo mejor es pasar de colas y del petardeo y pagarse las cañas.
 
 3. En Loreak Mendian: hacía mucho que no entraba en su tienda de santa bárbara, grata sorpresa, nada que ver con las sudaderas que recordaba


 
4 y 5: Álex de la Iglesia rodando en plena puerta del sol en madrid: mola salir del metro para ir a trabajar y encontrarte esto, entras con otra cara (por cierto ¡ya han quitado el anuncio de tío pepe de la plaza! no me pude despedir de él...)
 


6. Velas aromaticas versión low cost: toda la habitación huele a café :)

viernes, 26 de octubre de 2012

YERSE O/I

Al repasar el catálogo de la marca YERSE, he detectado que, además de fijarme en la ropa, mi vista se desplaza por otros elementos, algo que podría calificarse como efectos colaterales, y es que, a falta de acontecimientos especiales o grandes movimientos en mi tranquila existencia, se ha producido un punto de inflexión después de tener (y sorportar) obras en casa, y desde entonces ya no soy la misma:  ahora voy fijándome en los remates del rodapié de casas ajenas, en los marcos de los armarios, en las juntas, en cómo van fijadas las lámparas...

Lo mejor será mostrar las fotos. Y como en el test que hacen los psicólogos, os planteo: ¿qué veis?

yo veo alfombras...


  ...camas sin cabecero...


...ventanas bien aisladas...





Lo que digo, efectos colaterales. Aunque también me gusta la ropa, ¿eh?

¡Buen día!

miércoles, 24 de octubre de 2012

lecturas: la delicadeza

Si me decidí a leer La Delicadeza (David Foenkinos, editorial Seix Barral) fue porque hicieron la película. 

Bueno, no es que me apeteciera especialmente ver la película, lo que quiero decir es que hasta que no vi entre los estrenos de la semana la película homónima no supe de su existencia, a pesar de haber tenido un éxito editorial considerable. Y me ha gustado mucho (el libro, quiero decir).



La historia es sencilla: una mujer joven, francesa (este dato es importante, porque me sirve para imaginar a la protagonista haciendo los mohínes que sólo las francesas pueden) felizmente casada, pierde de la noche a la mañana a su marido. A partir de entonces, su vida transcurrirá de un modo anodino, sin expectativas de futuro, sin planes; hasta que conoce a otra persona, digamos... inesperada.

Pero la historia no es lo mejor. Lo mejor de este libro es la manera de aproximarse al personaje protagonista, es como si te hicieran un transplante de corazón: notas el hueco, la ausencia, como si fueras ella. Y luego ese sentimiento cambia cuando encuentra a alguien inesperado, distinto. Nada vuelve a ser como antes, porque lo que existía antes ya no está, pero en eso reside la magia de la historia: hay más, mucho más ahí fuera. Y a veces no lo buscas, pero encuentras cosas que te pueden cambiar, y que te hacen sentir.

Es un libro sensible, más de los que habitualmente leo, digamos que no es de mi estilo (soy de novela negra y de humor, fundamentalmente), pero me ha gustado. Y además es muy corto, o al menos se te hace muy corto.

Y la película, ni la he visto ni la quiero ver, porque me gustan los protagonistas que me he imaginado yo, y no quiero sustituirlos por los del cine. Porque no quiero llevarme el mismo chasco que cuando pusieron voz a Mortadelo y Filemón en la serie de dibujos animados: ¡que llevaba 15 años poniéndoles mis propias voces!

¡Buen día!

domingo, 21 de octubre de 2012

para los muy fans de instagram


Con lo bien que quedan las fotos en instagram,  ¿por qué limitarse a dejarlas en el móvil?

¡Puedes editar un libro con tus imágenes de instagram! (aquí)


Lo he visto esta semana en un blog americano, la idea es similar a la de los álbumes hoffman que puedes editar desde casa con tus fotos (o las del laaaargo viaje de tus cuñados) pero con más estilo, en tamaño pequeño y con instantáneas infinitamente más molonas (no lo neguemos, lo de tener instagram es como tener un niño: el tuyo te parece el más guapo).
 

 
¿alguien se anima?
 
fotos: decor8

viernes, 19 de octubre de 2012

inspiración para el trabajo (en color)

La primera parte de la serie "inspiración para el trabajo" estuvo dedicada a la tendencia de ponerlo todo en blanco... ahora toca ser realista.

Mi yo marujo sabe que el todoblanco  tiene su parte oscura (¡yo no quiero vivir pendiente de mantener el blanco más blanco que la vecina!) y que lo mejor, y lo más sano, es ponerle un poco de color al tema.

El color queda genial en sillas, o en las patas de la mesa (estoy pensando en forrar con alguna tela molona las patas de la mía)

en detalles vivos


¡en las paredes!

en tu trabajo


en sana convivencia con el blanco

Y en alfombras molonas (aunque sé que hay mucha gente a la que no le gustan las alfombras, para mí se ha convertido en un elemento indispensable porque en mi casa hace mucho frío)


miércoles, 17 de octubre de 2012

probar sin comprar

Estoy segura de que esto que voy a contar le pasa a mucha gente: tengo la sensación de que los cosméticos me funcionan mejor cuando me dan una muestra que cuando compro el producto entero.

Y para muestra, dos botones:

La crema corporal de hojas de higuera y salvia de kiehl´s. En la tienda tienen una gama de nuevos perfumes con crema y gel corporal, y entre todos me llamó la atención éste, porque huele a verano ocioso en un sitio tranquilo. Me dieron una muestra de gel y me convenció el olor, así que me compré la crema y ahora... ¡ahora me parece que huele a coco! he cambiado el verano provenzal por el tropical (y en cuestión de olores no hay comparación)


Otro ejemplo: el aceite para el pelo de Salon Hits.

Este verano encontré una muestra en una revista y lo probé por pura necesidad, pues la idea de ponerme aceite en el pelo, de por sí lacio, nunca me ha atraído, pero me urgía domar el encrespamiento provocado por el ambiente marino del veraneo. Y resultó que el producto me dejó el pelo más suave y brillante que nunca, un movimiento de melena de anuncio... que sólo duró lo que el sobrecito de la muestra, porque el bote, pagado y en tamaño normal (fui corriendo a comprarlo), ya no tiene el mismo efecto


Total, que a mí lo que me van son las muestras. Me sale mejor comprar las revistas que las regalan que el producto completo en la tienda.

¡Buen día!

lunes, 15 de octubre de 2012

lecturas: mitologías

Hay libros que te marcan de un modo o de otro en tu vida. Son libros que te dejan huella, y a veces hasta sin aliento, por lo que cuando acabas la última página necesitas desconectar y empezar con alguna lectura de transición. Ojo, un libro de transición no tiene por qué ser una lectura floja o pasadera (ni de nuestra Transición, jeje). A veces, simplemente, necesitas algo ligero para tomar aire, lo que no está reñido con la calidad de la escritura.

Este título, Mitologías, de Manuel Vicent, es un extraordinario libro de transición. Compila biografías, pequeñas en extensión pero enormes en la riqueza de la historia, de personajes del ámbito de la cultura (de artes como la pintura, el cine, la música o las letras).

Es el último libro que leí en papel antes de pasarme al libro digital. Lo empecé sin saber qué esperar de él, pues era un regalo y nunca había oído hablar del título, y ha resultado ser un gran descubrimiento que he disfrutado muchísimo. Comenzó siendo un pasatiempo para los trayectos cortos de metro, para lo que resulta idóneo por la brevedad de las biografías, pero pronto enganché una historia con otra y lo terminé enseguida.


La vida de Rimbaud, de Dora Maar, de Warhol, y de muchos otros personajes imprescindibles del s XIX y XX, unos más conocidos que otros, pero todos fascinantes, contada de una forma sencillamente genial.

Si tuviera que recomendar un libro de transición (y éste es para mí un género muy respetable) sería Mitologías.

¿Tenéis libros de transición? ¿cuáles?

miércoles, 10 de octubre de 2012

ropa viejuna: reencuentros en la tercera fase

El otro día entré con el Chino en una zapatería de la calle del Carmen, en los madriles, porque quería mirar unas botas (él, no yo, que con las zapatillas de hakei he cumplido por un tiempo con mi compromiso consumista made in spain).

Lo que mejor identifica a estas zapaterías es su organización, que desafía todas las leyes de la física. Tienen un montón de cajas, apiladas de forma que ni un terremoto de grado 7 puede tirarlas. Me río yo de los sistemas de almacenaje de Ikea. Claro, aprovechan mucho el espacio y les cabe de todo, excepto el número del zapato que  quería el Chino, y no será porque no lo buscaron, que la persona que nos atendió pasó un buen rato entre las cajas, tiempo que aproveché yo para curiosear por las abarrotadas estanterías, en las que me topé con un modelo que creía ya extinguido: la chancla de piscina.

Ahora se llevan mucho las chanclas de dedo, que mantienen su reinado rebautizándose como thong, pero hubo una época en la que a la piscina (no puedo hablar de playa, pues soy de secano) se iba con las de tira horizontal, ancha, que casi nunca ajustaba bien y hacía que el pie se moviera hacia delante de manera que los dedos besaban, literalmente, el suelo por donde pisabas. Una cosa rara de ver, medio pie fuera de la chancla, el otro medio dentro, poco estético y desde luego nada cómodo.

Aunque haciendo memoria, la verdad es que estas chanclas no son ni de mi generación, sino de la de nuestros padres (en masculino plural). Mi padre las llevaba, pero sin duda la imagen que a mí me ha marcado ha sido la del encargado de la piscina de mi barrio, con su fardagüevos, sus chanclas y su barriga colorada. No le faltaba detalle al hombre.

Quizá por eso el reencuentro con la chancla, en ese tetris de cajas que son las zapaterías del carmen, me haya dado más repelús que morriña, e imagino que quien las haya probado tampoco tendrá pena ni desconsuelo porque este modelo haya sido desterrado y sustituido por el que ahora es el gran clásico piscinero: las alpargatas destalonadas.

Y mientras el Chino esperaba el número de zapato que nunca llegó, le contaba yo toda esta historia, pero no debía tener el día "enlasaludyenlaenfermedad", que es el modo en el que contractualmente te obligas a aguantar a una persona, más que nada porque nosotros somos unos sinpapeles y no tiene la obligación legal de aguantarme, así que me sugirió que no desperdiciara palabras con él (así me lo dijo) y que reservara esta historia para el blog. Así que ya sabéis, la chapa es cortesía del Chino.

¡Buen día!

lunes, 8 de octubre de 2012

inspiración para el trabajo (en blanco)

Llevo unos cuantos días blogueando en la cocina. Y aunque no me quejo, porque ahora tenemos una cocina molona, me cuesta encontrar la inspiración teniendo delante la lavadora y sus programas de prevalavado y, sobre todo, tan peligrosamente cerca de la nevera. Necesito ya un lugar de trabajo, como Virginia Woolf con su habitación propia.

El problema no es de espacio, sino de ideas, que no las tengo claras. Tengo la estancia esperando a que me decida,pero no me decido. En esto me ha veniodo fenomenal la web de ikealive, donde cualquiera puede subir fotos de su casa. Inmensamente mejor y más aprovechable que su catálogo. Y de ahí he sacado ideas, del grupo blanco y del grupo de los coloristas.

Hoy, el blanco:


 





todas las fotos: https://www.ikeafamilylive.com/en/
 
Lo malo de esta opción es que casa mal con el gotelé (que no quito porque paso de más obras)
 
¡Buen día!


viernes, 5 de octubre de 2012

zapatillas hakei

No, no son las famosas zapatillas clónicas de Isabel Marant by Hakei. Son otras.
 
Esta semana, en mi habitual rueda de reconocimiento por las tiendas me topé con estas zapatillas de piel y detalle de tachuelas en hakei. Y me las traje a casa porque son molonas, son muy ponibles, tienen un punto cañero (a pesar de mi pública denuncia al tachuelismo que nos invade-post aquí- al final he claudicado), y encima están hechas en España (esto último puntúa doble).
 
Y oyes, que van con todo (al menos con todo lo que yo tengo)
 
Y un día es un día, y además están a precio de Converse aunque son de cuero
 
Y que me quedé huérfana de zapatillas molonas hace muy poco


Yo creo que les voy a sacar mucho partido. Este año se presenta un calendario de protestas en la calle intensas y hay que ir bien preparado.

¡Buen día!

P.D.: sigo renegando del tachuelismo llevado al extremo. El otro día vi en zara una funda para i-phone con tachuelas. He buscado la foto en la web pero no la encuentro...

miércoles, 3 de octubre de 2012

Cosas que me han congraciado el martes con la vida después de un lunes terrible:

- El lavavajillas ya funciona.

-Me han regalado una muestra de La Mer, esa crema carísima que no puedo comprar

-Me he encontrado en el metro a una amiga a la que hacía meses que no veía. Mi amiga me cae especialmente bien y el trayecto en el metro, tan aburrido por rutinario, se me ha hecho corto

-He empezado un libro conmovedor (¡y hacía tiempo que no leía uno así!). Es un poco cursi, pero de vez en cuando no está mal

-Empieza el otoño y podré ponerme chaqueta, una prenda de la que tengo el armario abarrotado (en especial mi chaqueta de La Condesa)



Como diría Karina, después de un día triste nace otro feliz (o algo parecido)

¡Buen día!

lunes, 1 de octubre de 2012

Decor Acción 2012

Este fin de semana algunos decoradores, amparados en una acción organizada por la revista Nuevo Estilo sacaron los sillones y las lámparas a las calles del Barrio de Las Letras, en Madrid.

El viernes diluviaba (mal pronóstico para ver mercadillos de antigüedades por las calles) pero el sábado no fallé y con mi cámara de fotos me fui a dar un garbeo siguiendo los pasos de Quevedo, más con el ritmo pausado de un soneto que con el descaro de una seguidilla.

Pero como la prosa del Siglo de Oro no es lo mío, me quedo con una frase de Cándida, la crítica cinematográfica de Gomaespuma, que resume muy bien mi opinión: estaba todo precioso, bonito-bonito.










¡Buen día!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...