lunes, 21 de mayo de 2012

dos de mudanza

Bueno, en el título he puesto dos, pero en realidad de mudanza hay uno y medio, y el medio (que soy yo) va menguando, así que dentro de poco será sólo el uno (que es el Chino) el que cargue con las cajas.

Te quedas tan pelao de pasta con los gastos de una hipoteca que lo de hacer tú mismo la mudanza no parece mala idea. Nosotros no tenemos muebles, vivimos en una casa alquilada ya amueblada, únicamente tenemos una estantería malucha del ikea y una columna para cd´s (qué antiguos somos), así que lo de hacerse la mudanza parecía fácil.

Pero de fácil nada. Por lo pronto, yo tengo dos contracturas en la espalda. Y me desespero cuando veo la cantidad de chorradas que he podido acumular en todo este tiempo. Y eso que tiro cosas, ¿eh? doy más viajes al contenedor de ropa usada que un estudiante a la nevera (por decir algo).

Yo echo una mirada al salón (que es básicamente el 90% de la casa donde vivo de alquiler), y me pregunto por qué la cosa no avanza si llevo ya ocho viajes a la casa nueva. Si tengo todo el armario y toda la cocina por empaquetar, ¿qué coj... hay entonces en las cajas que, mi espalda da fe, ya me he llevado? la respuesta la conocí ayer. Lo que hay en las cajas son zapatos, zapatos de invierno. Y me enteré ayer porque salí a la calle y me cayó una tramba de agua muy seria, y como no había podido coger zapatos apropiados, porque ya estaban empaquetados, me mojé los pies pero bien.

Pero lo de la lluvia no es NADA comparado con el episodio del sillón. Por avatares del destino, mi sillón  tuvo que emigrar a casa de mi hermana, quien ha disfrutado sus mejores años de firmeza. Pero el sillón boomerang tiene que volver con sus legítimos dueños, que somos el Chino y servidora, así que nos plantamos en casa de mi hermana, y lo bajamos -a pulso- entre 5 personas. Bueno, lo bajamos, lo metimos a presión en una furgoneta, y lo subimos -de nuevo, a pulso- al piso.

Dos horas para esto, pero es que queda lo mejor: el sillón NO entraba por la puerta de casa. Entre las ideas que se propusieron estuvo -y hubo consenso para llevarlo a cabo- el partirlo por la mitad. No me preguntéis cómo, pero después de 40 minutos de probar posturas, empujar y blasfemar, el sillón (¿he dicho ya que es un sillón-cama de tres plazas?) entró por la puerta.

Y cuando lo vi, tan sucio como lo habíamos dejado después de arrastralo por medio madrid, y tan chuchurrío, no pude evitar acordarme de Ross, el de Friends, y su sillón...

http://www.youtube.com/watch?v=s8FEYpYbgb0

Necesito un fisioterapeuta con urgencia.

¡Buen día!

14 comentarios:

  1. Ay Paula, por qué no has llamado al muro?? Mira que estamos siempre todos dispuestos a ayudar (aunque sea a cargar!!) Y que conste que no lo digo porque yo soy la próxima, eh!? Lo hemos hecho ya en casa de mis hermanas y en casa de Yrene. Cuando necesites llámame /-nos y allí que vamos ;-)

    Mañana voy al banco con todos los papeles... A ver qué me dicen...

    Besos!!!

    PD: Según contabas lo del sillón ya me estaba acordando de Ross :-p Qué episodio más bueno!!! bueno, y cuál no, verdad?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿qué tal este domingo? el miércoles que viene tenemos que dejar la casa de alquiler y estamos hasta arriba de cajas :/

      Eliminar
  2. !Qué se te echaba de menos¡

    ResponderEliminar
  3. Jajaja, a mí tb me estaba recordando a lo de Friends!! Y, oye, por qué no llevaste esa ropa a una venta de esas de bloggers de street style? algo sacabas, fijo! jeje.
    Animo con la mudanza, y para la espalda búscate un fisio ya, te recomendaría a mi novio, pero sólo está disponible los fines de semana. Si quieres... tiene unas manos!! jajaja. Besos.

    ResponderEliminar
  4. olé, que ya estás de mudanza! qué rápido va todo!

    ResponderEliminar
  5. Ya sabia yo que estabas de mudanza porque nos dejaste buscando cocinas y por mas que pasaba por aqui nada!
    A mi tambien me paso lo mismo cuando me trajeron el sillon y tuvieron que desmontar las patas como iban con tornillos, menos mal porque yo desde luego no hubiera caido en hacerlo.
    Me alegro Paula de leerte de nuevo, un beso guapa!!

    Bss
    vistetedeseda.blogspot.com

    ResponderEliminar
  6. Ja, ja, me ha recordado a la mudanza de mi hermana, una estantería no pasaba por el pasillo (el techo era más bajo que en el resto de la casa) y era imposible meterla en su habitación, mi cuñado se empeñó en hacer un agujero en el techo. Tampoco sé como lo metimos, pero no le dejamos hacer el agujero. Que te sea leve guapa, y animo!!!

    ResponderEliminar
  7. Me acaba de pasar algo similar con una heladera. A pesar de haber tomado las medidas pertinentes, la muy turra no quiso entrar en el lugar previsto y terminamos picando toda una pared para darle el espacio necesario. Solo fue cuestión de 1 cm de diferencia. La fuerza que hicimos para que entrara en ese nicho y la resistencia que opuso, me supuso una contractura de puta madre. Ya llegará la calma.Besos y que vaya todo bien!

    ResponderEliminar
  8. Ay, qué recuerdos con el sillón de Friends! Mira, de mudanzas yo también estoy hasta el moño, me he cambiado de casa un montón de veces. ¿Resultado? Una lumbalgia casi crónica. Pero hacer mudanza también viene bien para hacer un poco de limpieza :-)
    Mucho ánimo!

    ResponderEliminar
  9. PD: Un consejo, la cocina de Ikea. Mucho más barata y mucho más personalizable. Yo todavía me arrepiento de no haberla comprado allí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En eso estamos pensando, en ir a ikea, pero tenemos algunas dudas. ¿Conoces a alguien que tenga cocina de ikea?, ¿están contentos?

      Eliminar
  10. jajaj, es lo que tienen los sillones se acojonan en cuanto te enfadas y blasfemas, y entran divinamente... jajajja madre mia jajja

    ResponderEliminar
  11. Ala! Ya la mudanza. Qué bien! Seguro q veremos mas enntradasde decoración.
    Me parto con lo del sillón.

    Besos

    ResponderEliminar
  12. JAJAJAJAJAJAJAJA!!!!!! Cuán identificada me siento, amiga mía, JAJAJAJAJA.
    Pues imáginate que en lugar de Chino tienes uno recién llegao de la República Domicana y que se estresa a la mínima de cambio, y para colmo, aunque tampoco tenemos muebles en propiedad te vas a una casa en la que ya hay absolutamente de todo, hasta ropa!!!!!
    A dios puse por testigo que no me mudaría never ever
    =)

    ResponderEliminar

¡muchas gracias por comentar!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...